CCOO envía un burofax a ATEIA solicitando la continuidad de la negociación del Convenio de Transitarios y Aduanas de la provincia de Barcelona, ahora bloqueada

El burofax se ha enviado con vocación de descongelar la negociación y con el fin de impulsar el convenio colectivo, el mejor marco de los intereses colectivos de las personas trabajadoras.

CCOO de Cataluña ha enviado a la patronal ATEIA (Asociación de Transitarios Expedidores Internacionales) un burofax con el fin de desbloquear el Convenio Colectivo de Transitarios y Aduanas de la Provincia de Barcelona, que incluso encontrándose legalmente vigente, se encuentra bloqueado.

En la última reunión realizada, la parte patronal nos planteó una plataforma de convenio muy agresiva y que significaba prácticamente la eliminación de todas las cuestiones fundamentales, haciéndonos las siguientes propuestas: eliminación de la antigüedad, ampliación de la jornada laboral anual, eliminación de la bolsa de vacaciones, eliminación de la única baja al año por enfermedad común y una flexibilidad completamente abusiva que transgredía lo máximo establecido en el Estatuto de los trabajadores.  Todas estas cuestiones se habían introducido con mucho esfuerzo durante el primer convenio de Transitarios, que unificaba el sector bajo un mismo marco normativo laboral.

El objetivo de esta propuesta regresiva tiene como único fin volver al marco de la reforma laboral de 2012, escudándose en una crisis que es inexistente, para intentar conseguir abaratar el nuevo convenio tanto para los trabajadores/as actuales como para los de futura incorporación en el sector.

Hemos estado negociando todo este tiempo con todas estas líneas rojas encima de la mesa que pretendieron imponer Ateia y la Asociación de Agentes Logísticos. A consecuencia de su inmovilismo, nos ha sido imposible  llegar a un acuerdo.

Nos encontramos en el año 2022, con una inflación disparada y con los salarios congelados en las últimas tablas salariales del año 2015, mientras tanto las empresas continúan obteniendo beneficios, dado que el incremento de precios se le repercute al cliente.

Desde CCOO tenemos muy claro que las empresas deben obtener sus beneficios a fuerza de dar un buen servicio. No podemos consentir que parte de este beneficio resulte de abaratar salarios y degradar las condiciones laborales de sus trabajadores/as.