Denunciamos la negativa de La Confederación a desbloquear el convenio de acción social

Las personas trabajadoras que están acogidas al convenio de Acción social quieren denunciar la negativa de La Confederación a desbloquear el convenio, y expresan su malestar argumentando que sus salarios están congelados desde 2019. También quieren poner de manifiesto la necesidad de dignificar las pésimas condiciones profesionales de los servicios sociales externalizados con unas tablas salariales y una clasificación profesional en concordancia con el valor de su trabajo.


En los últimos meses, CCOO y UGT han intentando desbloquear la negociación del Convenio colectivo de Cataluña de acción social. Esta negociación está siendo bastante compleja y difícil, dada la falta de predisposición de la patronal a hablar de materias que impliquen coste económico y de la necesidad imperiosa de iniciar un diálogo que comporte un incremento salarial para las personas trabajadoras del sector.

Este año, el colectivo se ha concentrando cada mes en diferentes ubicaciones: en la sede de la patronal (La Confederación), en la sede de FEDAIA (Federación de entidades de atención a la infancia y la adolescencia), al frente de la Generalitat de Cataluña y, en el mes de mayo, en el Parlament, coincidiendo con la Comisión de Derechos Sociales. Como resultado de esta última concentración convocaron a CCOO y UGT, el 15 de junio, a una reunión con los grupos parlamentarios de la comisión, estaban presentes la mayoría de grupos: Comunes, PSC, ERC, Junts, Ciutadans y la CUP.

En esta reunión los dos sindicatos pudieron explicar la situación de bloqueo del convenio, la problemática con la clasificación profesional, la falta de voluntad real de la patronal de subir salarios, la falta de presupuesto y la necesidad de que antes de aprobar aumentos a los precios de módulo de los servicios se exija a La Confederación un acuerdo con incrementos claros en las tablas salariales.

Tanto para CCOO como para UGT, las sensaciones de la reunión fueron buenas. Todos los grupos parlamentarios mostraron voluntad de intentar colaborar para mejorar la situación de las personas trabajadoras del sector y se ofrecieron para mediar con La Confederación para firmar unas nuevas tablas salariales.

Paralelamente estos sindicatos también se han ido reuniendo con el responsable de la Secretaría de Infancia, Adolescencia y Juventud del Departamento de Derechos Sociales de la Generalitat y con la directora general de la ACTIC (Dirección General de Atención a la Infancia y la Adolescencia) y están pendientes de mantener en el mes de julio una reunión a tres bandas (patronal, sindicatos y departamento) para tratar la forma de trasladar a los salarios los futuros incrementos de los precios módulo.